Noticias

  • El presidente de Crue pide que las futuras leyes de Universidades y Ciencia aborden realmente los cambios estructurales que necesitan las universidades

    20 de Septiembre 2021

    Gómez Villamandos recuerda las «líneas imprescindibles» que debe contener la futura LOSU: financiación adecuada, más autonomía para atraer y retener talento y un marco que dé certidumbre y estabilidad al personal universitario | El Rey preside este solemne acto en la Universidad de Córdoba, que celebra su 50º aniversario, y desea a las universidades que recuperen pronto la presencialidad total, «atributo característico de la enseñanza y de la mayor parte de la experiencia universitaria»

    Apertura del curso universitario 2021-2022.
    El presidente de Crue Universidades Españolas y rector de la Universidad de Córdoba, José Carlos Gómez Villamandos, ha reclamado al Gobierno, en el Acto Oficial de Apertura del curso universitario, que las futuras leyes de Universidades y Ciencia aborden realmente los cambios estructurales que necesitan las instituciones universitarias para incrementar su competitividad y servicio a la sociedad. «Deben mantenerse en el tiempo más allá de los fondos de recuperación de la Unión Europea», ha aseverado.
     
    El acto, presidido por el Rey Felipe VI, se ha celebrado en el Salón de Actos Juan XXIII del Campus de Rabanales de la Universidad de Córdoba, que conmemora su 50º aniversario. El presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno, y el ministro de Universidades, Manuel Castells, han participado en esta celebración académica, cuya lección inaugural ha sido impartida por la catedrática de Genética de la Facultad de Ciencias, Mª Teresa Roldán, con el título «Reparación del ADN. Entre la estabilidad del genoma y la plasticidad del epigenoma».
     
    Durante su discurso, Gómez Villamandos ha subrayado el deseo de los rectores y rectoras de lograr una Universidad «fuerte, excelente, adecuada al presente y preparada para saber adaptarse a un futuro veloz, líquido y extraordinariamente exigente» y ha agradecido al ministro Castells su disposición al diálogo, al tiempo que le ha tendido la mano de Crue para alcanzar el máximo consenso en el proceso de elaboración de la futura Ley Orgánica del Sistema Universitario (LOSU), que se encuentra en fase de anteproyecto.
     
    Sobre esto último, el también rector de la Universidad de Córdoba ha indicado las «líneas imprescindibles» que, a juicio de Crue, debe contemplar la próxima normativa para las universidades: una financiación adecuada, mayor autonomía universitaria para atraer y retener talento y un marco que dé certidumbre y propicie el reconocimiento al personal de las universidades. «Y todo ello asociado a un sistema de rendición de cuentas basado fundamentalmente en resultados», ha añadido.
     
    España, ha dicho Gómez Villamandos, «no puede apostarlo todo a sectores de modelos productivos que no dan más de sí o son insostenibles». Y ha recalcado que «el cambio y la diversificación del modelo productivo pasan por la investigación y la innovación».
     
    Finalmente, el presidente de Crue ha agradecido al Rey su presencia en este solemne acto y su «apoyo constante a la Universidad y a la Ciencia». También ha celebrado el «compromiso y capacidad» de la comunidad universitaria, pese a las circunstancias de la pandemia, y ha dado la bienvenida al estudiantado: «Nos debemos a él, es la construcción de nuestro futuro».
     
    «La importancia de la Ciencia, más allá del contexto sanitario»
    Por su parte, Felipe VI ha destacado que la Universidad española «afronta un reto inmediato para mejorar la calidad del sistema» con el nuevo marco normativo y ha enumerado varias de las «tareas» a las que se enfrenta: su consolidación como «instrumento eficaz de promoción y de progreso individual»; su internacionalización, a través de la cooperación y colaboración académica e investigadora con otras instituciones extranjeras, y la «potenciación» de su capacidad investigadora y de transferencia del conocimiento de las universidades. 
     
    Sobre esto último, el monarca ha incidido en el importante papel que la Ciencia y la comunidad científica ha tenido durante la pandemia y ha subrayado que el reconocimiento al «extraordinario trabajo realizado» debe, a su juicio, dar paso a una etapa en la que «la importancia de la Ciencia se mantenga con independencia del contexto sanitario». En este sentido, ha indicado que es «urgente» que España se prepare «más y mejor» para afrontar los nuevos desafíos sanitaros y medioambientales. 
     
    El Rey ha deseado que el curso venga acompañado de «importantes éxitos» para el Sistema Universitario en su conjunto y que este recupere la presencialidad total, «un atributo característico de la enseñanza y de la mayor parte de la experiencia universitaria». 
     
    El ministro Manuel Castells ha indicado durante su discurso que el Gobierno pondrá «todo su empeño» en servir al conjunto de la comunidad universitaria, «un actor decisivo en la modernización del país» y en la «afirmación de la justicia social», que, según ha indicado, «asegura la convivencia». Por último, ha señalado que en este proyecto «deberían encontrarse todas las instituciones y representantes de la sociedad». 


Buscar