Noticias

  • Convocado el I Premio en Biomedicina Aplicada Valdés-Salas para incentivar la transferencia de conocimiento

    29 de Octubre 2010

    El galardón, dotado con 15.000 euros y copatrocinado por las farmacéuticas Bayer, COFAS y Farmaindustria, premiará una investigación que haya sido utilizada con éxito por una empresa

    Presentación del Premio en Biomedicina Aplicada Valdés-Salas
    La Universidad de Oviedo y la Fundación Valdés-Salas han presentado hoy el I Premio en Biomedicina Aplicada, un galardón de ámbito nacional que nace para incentivar la transferencia de conocimiento hacia la empresa. El premio, copatrocinado por las empresas farmacéuticas Bayer, Cooperativa Farmacéutica Asturiana (COFAS) y Asociación Nacional Empresarial de la Industria Farmacéutica (Farmaindustria), distinguirá una investigación que haya sido utilizada con éxito por una empresa.

    El Premio en Biomedicina Aplicada Valdés-Salas es el primero en España que reconoce la labor del investigador y también de la empresa que aplica los resultados de la investigación, bien en la mejora de la eficiencia de procesos de producción de productos ya existentes o en el desarrollo de nuevas iniciativas.

    Podrán optar a este premio los investigadores españoles o extranjeros que realicen su actividad en universidades o centros de investigación públicos españoles, y que concurran en colaboración con una empresa nacional o internacional que aplique los resultados de la investigación. El premio está dotado con 15.000 euros y un diploma para el investigador, mientras que la empresa recibirá un certificado de reconocimiento como colaboradora eficaz en la generación y difusión del conocimiento científico y tecnológico. Las solicitudes deberán ser presentadas en la sede de la Fundación Valdés-Salas (http://www.fundacionvaldessalas.es) por el investigador, la empresa o cualquier institución relevante en el sector antes del 16 de febrero de 2011.

    La convocatoria de esta primera edición ha sido presentada esta mañana por el rector de la Universidad de Oviedo, Vicente Gotor; el vicepresidente de la Fundación Valdés-Salas, Joaquín Lorences; el presidente del jurado, Carlos López-Otín; y los representantes de COFAS y Bayer, Pablo Ramos y Manuel Fernández Ortega, respectivamente.

    El rector destacó la vinculación de esta iniciativa con el Cluster de Biomedicina y Salud del Campus de Excelencia Internacional y confió en que sirva de estímulo para trabajar en "temáticas emergentes" con una importante repercusión nacional. Vicente Gotor reconoció que aún queda mucho por hacer en el ámbito de la transferencia de conocimiento, por lo que este premio es una aportación muy importante para avanzar en este camino.

    Por su parte, el bioquímico Carlos López-Otín recordó que la Universidad "fue, es y será el lugar donde surge el conocimiento, y por eso debemos proteger todas sus iniciativas, porque sin conocimiento difícilmente habrá progreso". López-Otín reflexionó sobre las dificultades de un profesor universitario para cumplir con todo lo que se le exige desde la sociedad: cubrir docencia, investigar, generar conocimiento, transmitirlo, buscar financiación, realizar una labor divulgativa, y ahora, precisó, "es casi una obligación crear riqueza económica". Para que todo salga adelante es necesario dedicación, pero también "incentivos", y este premio –dijo—"es un buen incentivo".

    El presidente del jurado destacó el vacío que cubre este galardón en el ámbito nacional, ya que se trata de un premio que pretende estimular la transferencia de conocimiento desde la universidad hacia el sector empresarial. "La Universidad es la mejor fuente de conocimiento y además podemos transmitirlo y crear riqueza", indicó López-Otín.

    Durante la presentación, el vicepresidente de la Fundación Valdés-Salas, Joaquín Lorences, hizo hincapié en la singularidad de este premio y señaló que no es tan importante la dotación económica como el hecho de ser reconocido por un jurado de excelencia. Además, pone de relieve "la importancia del proceso de transferencia, que es clave para el desarrollo de la investigación". López-Otín y Lorences coincidieron en apuntar a este premio como una pieza del Campus de Excelencia Internacional que está desarrollando la Universidad asturiana con el proyecto 'Ad Futurum'. Los representantes de Bayer y COFAS animaron, por su parte, a los investigadores a participar en esta iniciativa y confiaron en el éxito de esta primera convocatoria.

    Acompañan a Carlos López-Otín en el jurado: Vicente Gotor, en calidad de investigador en el campo de la química farmacéutica y catedrático de Química Orgánica; José Elguero Bertoli, profesor emérito del CSIC y Doctor Honoris Causa por la Universidad de Oviedo; Agustín Hidalgo Balsera, catedrático de Farmacología; y Evaristo Suárez Fernández, catedrático de Microbiología, como vocales investigadores. Por parte de la empresa, integran el tribunal Humberto Arnés Corellano, director general de Farmaindustria; Pedro Olivella Esteller, director médico de Bayer HEALTHCARE en España; y Pablo Ramos, presidente de COFAS, mientras que el presidente del grupo Ilas-Reny Picot, Francisco Rodríguez, actuará en representación de la Fundación Valdés-Salas. El fallo se dará a conocer antes del 30 de junio de 2011.

    Enlaces Relacionados:


Buscar