Noticias

  • El Consejo de Gobierno aprueba un nuevo reglamento de profesores eméritos y plazas de profesores titulares

    18 de Marzo 2011

    El órgano universitario acuerda también una modificación en el plan de jubilaciones voluntarias

    Julio Antonio González y Vicente Gotor
    El Consejo de Gobierno de la Universidad de Oviedo ha aprobado 35 plazas de profesores titulares, un nuevo reglamento de profesores eméritos y modificaciones en el plan de prejubilaciones docentes. El órgano universitario dio también el visto bueno a la memoria de actividades y memoria económica del Campus de Excelencia Internacional correspondiente al año 2010 y a la creación de nueve grupos de investigación.

    Las plazas de titulares de universidad entran dentro del proceso de estabilización de la plantilla. El rector, Vicente Gotor, recordó que no se trata de nuevos contratos sino de profesores que se han acreditado como titulares y que ya imparten docencia en la Universidad de Oviedo.

    Por lo que respecta al nuevo reglamento de profesores eméritos, los principales cambios afectan a la reducción de la condición de emérito de cuatro a dos años y la valoración del número de sexenios y quinquenios. "Si queremos que un emérito sea de excelencia tiene que tener todos los tramos posibles. Hasta ahora no había ningún filtro y queremos tener profesores eméritos de excelencia", indicó.

    También se acordó introducir modificaciones en el programa de prejubilaciones voluntarias, ya que este año se prevé un aluvión de solicitudes, con 92 profesores que han mostrado su intención de acogerse a este plan. El vicerrector de Profesorado, Julio Antonio González, explicó que la mitad de estas peticiones corresponden a docentes entre 60 y 61 años, lo que implica un sobrecoste para la Universidad de Oviedo que cifró en tres millones de euros. La modificación que se incluye alude a las limitaciones presupuestarias para determinar el número de prejubilaciones que se pueden atender.

    El rector aclaró que no se ha denegado aún a nadie la posibilidad de jubilarse, ya que hasta ahora sólo se ha recibido la intención del profesorado de incorporarse al plan. Una vez que se formalicen las solicitudes, se revisará quiénes cumplen con los requisitos, como tener la pensión máxima, y se estudiará el número que puede aceptarse. Vicente Gotor hizo hincapié en que "quien se jubila, se va a casa" para recordar a aquellos profesores que opten por acogerse a este plan de jubilación voluntaria que no podrán seguir utilizando el despacho y resto de medios de la institución ni seguir en proyectos de investigación de la Universidad.

    El Consejo de Gobierno aprobó también la extinción de las enseñanzas de segundo ciclo, que se adelanta un año, debido en gran medida a que ha disminuido en un 50% el alumnado y a que existen otras opciones que estos estudiantes pueden cursar, como los másteres universitarios.

    En su informe ante el Consejo de Gobierno, el rector aludió a la aprobación de la Ley de la Ciencia en el Congreso de los Diputados y a la posibilidad de crear una plantilla de investigadores, algo que ya existe en distintas comunidades autónomas pero no en Asturias.

Buscar